Corría el 22 de diciembre de 2017 cuando la celebrity Belinda hizo notoria su relación comercial con la marca mexicana “Aeroméxico”. Acompañado de un tuitazo que citaba lo siguiente:

“En esta época navideña, @Aeromexico siempre con el mejor servicio!! ✈ Que orgullo que sea una empresa mexicana! 🎄… “

Mensaje en sintonía con su estrategia de reposicionamiento de aquel entonces (no hay que olvidar que todo el manejo de su imagen pública desde septiembre de 2017 hasta agosto de 2018 se ha enfocado en recuperar la estima del público mexicano con diferentes labores sociales y el destape de sus posturas políticas). Haciendo énfasis en el orgullo de representar a una empresa de origen mexicano.

Con el pasar de los meses, Beli continuó demostrando (además de su suéter Gucci de 1,980 dólares) su aún estrecha relación con la marca para el 15 de mayo de 2018 con la siguiente publicación en Instagram:

“Me encanta viajar con @aeromexico!”


Una increíble mancuerna comercial que sin duda le permitió seguir #GanandoComoSiempre. Hasta el día de ayer, donde todo se volvió violento, y Belinda decidió tomar pésimas decisiones en su exposición mediática y manejo de crisis.

Todo inició cuando Belinda decidió arremeter contra la marca en Twitter:


Y es que todo parece indicar que la molestia de la también actriz se debió a un retraso en su vuelo para la grabación de un videoclip en República Dominicana, lo cual la llevó a derramar la bilis y olvidar el acuerdo comercial que solía tener con la aerolínea. No obstante, la historia no culminó ahí, ya que un travieso del internet comenzó a difundir la siguiente imagen:



Una respuesta nada objetiva, totalmente politizada, vaya, un trolleo “nivel dios”. Que no fue hecha por la marca, sin embargo, nos recuerda aquello que ninguna de las partes debe permitirse. En primera por su anterior (y registrado en Internet por los siglos de los siglos) historial comercial, y después por el pésimo manejo de crisis y carencia de inteligencia emocional mostrado. Aeroméxico no dio comunicado alguno, mientras que Beli decidió eliminar de sus redes todas las publicaciones (buenas y malas) relacionadas a la marca.


Por lo pronto queda a desearle a Belinda un buen regreso a México, ¿será que vuelva por Aeroméxico? ¡Vaya que no tenemos muchas opciones de aerolíneas en nuestro país!, ¡Qué nadie se sorprenda si en algún tiempo vuelven a colaborar!, quién sabe, la reconciliación podría ser muy jugosa para ambas partes. Ojalá que hayan aprendido sus respectivas lecciones.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: